PROYECCIÓN EL LABERINTO MARROQUÍ

UNA PELÍCULA DOCUMENTAL DE JULIO SÁNCHEZ VEIGA
Miércoles 4 de junio de 2008.

JUEVES 5 DE JUNIO

20.30 H

CASA DE LA PAZ

PROYECCIÓN

EL LABERINTO MARROQUÍ

DE JULIO SÁNCHEZ VEIGA

PRESENTADA Y COMENTADA POR EL PROPIO DIRECTOR

“ El colonialismo español en Marruecos” se transformó en un laberinto que ayudó a partir España en las dos mitades que luego se enfrentarían en la Guerra Civil. Es una historia de muerte, una historia de sangre. Allí iban a morir los hijos de las familias trabajadoras. Pobres que iban a matar pobres…Allí se gestaron los militares africanistas, con Franco a la cabeza. Militares que una vez sometido Marruecos se lanzaron a la conquista de España, arrastrando con ellos a miles de marroquíes hambrientos..”

Os esperamos.

Más información en: www.ellaberintomarroqui.com

NOTAS DEL DIRECTOR

Inicialmente El laberinto marroquí iba a abordar la vida de los miles de marroquíes que participaron en la Guerra Civil en el bando franquista. Pronto comprendí que para contar esta historia tenía que remontarme unos años atrás, al periodo de la guerra de África en la primera mitad del siglo XX. El colonialismo español en Marruecos se transformó en un laberinto que ayudó a partir España en las dos mitades que luego se enfrentarían en la Guerra Civil. Es una historia de muerte, una historia de sangre. Allí iban a morir los hijos de las familias trabajadoras. Pobres que iban a matar pobres.

Esta película abre una nueva puerta para la recuperación de nuestra memoria colectiva y también de la de ellos. Ésta es la historia de las víctimas, la historia de los miles de españoles y marroquíes que dejaron su vida o parte de ella en el absurdo de las guerras de África.

Allí se gestaron los militares “africanistas”, con Franco a la cabeza. Militares que una vez sometido Marruecos se lanzaron a la conquista de España arrastrando con ellos a miles de marroquíes hambrientos. Ésta es también la historia de estos mercenarios que participaron en la Guerra Civil Española, tal vez los únicos soldados que cuando alcanzaron la victoria sólo obtuvieron la derrota.

Siguiente »

CARTA DE ADHESIÓN PARA LA RETIRADA DEL PREMIO A ÁLVARO URIBE

« Anterior

Que la verdad no estropee una buena noticia